Una Lección Acerca de la Práctica de la Presencia

Urantia, 26 de Junio, 2012 (fecha de transcripción).
Maestro: El Amado.
Tema: “Una Lección Acerca de la Práctica de la Presencia.”

Recibido por Lytske.

El Amado: “En las muchas lecciones discutidas hasta ahora, he hablado acerca de ir hacia el interior, hacia la cámara secreta de tu corazón, para hacer nuestra conexión. En realidad, simplemente necesitas apenas sentarte con un corazón devoto esperando delante de Mí. Resido en tu espacio más sagrado y espero con paciencia para que te tomes el tiempo y Me concedas toda tu atención. Con esto quiero decir que también Me puedes sentir en el sagrado silencio que te envuelve. Cuando esto sucede, has alcanzado una mayor conciencia de Mí. Yo deseo que tengas más sensibilidad de Mi existencia durante tus altibajos en el día a día. Así que, literalmente, estarías practicando la Presencia de Mí con una conciencia cada vez mayor, así como con una mayor comprensión. Los conceptos erróneos, que ahora proliferan en el planeta, disminuirían considerablemente.

“Soy consciente del hecho de que los seres humanos en este planeta llevan una vida cada vez más ocupada, con todas las tentaciones para mantenerme lejos de ustedes, ni siquiera en sus pensamientos casuales. Deseo ver los cambios, con los mortales en este planeta comenzando a practicar niveles más altos de pensamiento y del ser, de los que todos ustedes son verdaderamente capaces. Esto se lograría practicando la Presencia, siendo cada vez más conscientes del contacto con la Chispa de Dios en vuestro interior. Vuestras creencias y la confianza en una Deidad invisible serían tan reforzadas que vuestra fe y confianza aumentarían exponencialmente. Incontables beneficios se acumularían para ustedes, sin dejar de mencionar el aumento de la salud física debido a la paz interior que habrían alcanzado. Vuestro comportamiento podría cambiar debido a una mayor conciencia de Mi guía, de Mi influencia para que vivan una vida mejor y más satisfactoria.

“En verdad, el planeta sería mucho mejor si todos los habitantes despertaran ante la realidad de la paternidad/maternidad de Dios y de la fraternidad/hermandad de la humanidad. Esta es la idea con la cual quisiera entretener vuestras mentes. Lo que esto significaría en todas vuestras relaciones es que reconocerían a un hermano o a una hermana en el otro, ya que todos tienen la misma causa-raíz de existencia. Significaría ya no más guerras, no más asesinatos o mutilación de seres humanos inocentes. Que toda confusión desaparezca de vuestras mentes. Que todo el pensamiento erróneo y morboso acerca de que la guerra es hacer la voluntad de Dios se detenga aquí y ahora. ¡Ustedes incluso han ido tan lejos como para pensar que Dios está de su lado!

“Dios no está del lado de nadie en la guerra y nunca lo ha estado, a pesar de lo que vuestros registros antiguos digan al respecto. Todas estas son meras elucubraciones de la mente humana para hacer que una raza se sienta superior ante otra. Es completamente despreciable pintar tal imagen de un Dios Creador incondicionalmente amoroso. Cuando empiecen a practicar la presencia de Dios, ganarán una comprensión mucho mayor de los deseos que Dios tiene para ustedes: reconocer que todos somos iguales ante Sus ojos, y que todo el mundo es igualmente amado sin importar el género, raza, credo o color. Este es un requisito en la práctica de la Presencia. Es vivir la regla de oro típica de todas las religiones: tratar a los demás como les gustaría ser tratados. Esta regla es digna de contemplación y de ponerla en práctica. Que cada hombre, mujer y niño pensante tomen conciencia de esta regla, y así el mundo será un lugar más seguro y más feliz para vivir.”

Traducido por Perla Téllez Garza.

© Grupo de Progreso 11:11.
Trata de salirte de las sombras poco a poco — AP.