Que vengan a Mí los Niños Pequeños

San Carlos, SP, Brasil, 15 de Julio, 2019.
Maestro: Proloteo.
Tema: “Que vengan a Mí los Niños Pequeños.”

Mensaje recibido por Valdir Soares.

Maestro Proloteo: “Ser niño es un período necesario e importante en el desarrollo del ser humano. Sin embargo, es transitorio. No está destinado a quedarse; si una persona parece quedarse indefinidamente como niño a medida que pasan los años, ustedes saben que algo está mal. La primera y más importante conexión de un niño cuando llega al mundo es con sus padres. De hecho, la edad adulta da derecho a los seres humanos a tener hijos, y eso puede convertirse en un factor importante en el propio desarrollo de los padres hacia la madurez. Aun así, los padres conscientes de Dios saben que un niño es dado a ellos, y que antes de ser de ellos, es un hijo de Dios. A los padres y la Sociedad les fue dado el privilegio de cooperar, junto con Dios, de la crianza de un miembro de la familia de Dios, el Reino de Dios. Para hacerlo bien, los padres y la Sociedad deben prestar atención a tres importantes características de los seres humanos cuando son niños:

Sean conscientes de Su Fragilidad
“Un niño llega a este mundo en un estado de completa dependencia. Excepto por sus funciones fisiológicas, un niño no puede hacer nada por sí mismo. Es necesario que todo sea provisto para un niño. Los padres y la Sociedad son los proveedores, los primeros son los primarios, siendo estos últimos los secundarios. Además de esta absoluta dependencia, un niño es también frágil en el sentido de que es débil. Su estructura física es pequeña, tierna y frágil. Si no es protegido y cuidado apropiadamente, puede ser herido, sufrir, e incluso morir. Debido a esta aguda fragilidad, un niño puede sufrir abuso a manos de otros, adultos o no, y es por eso por lo que es responsabilidad conjunta de los padres y el estado (Sociedad) proteger al niño a lo largo de su niñez.

Sean conscientes de Su Ingenuidad
“De hecho, un niño ni siquiera puede expresar ingenuidad hasta que su intelecto se desarrolla lo suficiente para formar un razonamiento personal. Principalmente por falta de experiencia y teniendo una mente sin sospechas, un niño es naturalmente ingenuo y muy expuesto a ser engañado y dañado de muchas maneras. Los padres deben educar a sus niños, entrenándolos para reconocer las propuestas que pueden perjudicarlos. Los adultos, en general, deben respetar la inocencia de un niño. El Estado debe crear y hacer cumplir las leyes que protejan e impidan que se aprovechen de los niños, de su inocencia y falta de experiencia. Si todo esto puede ser hecho sin que ellos pierdan su pureza hacia la vida, la civilización se volverá un poco mejor a su vez.

Sean conscientes de Su Potencialidad
“Todos los niños normales son una tremenda reserva de potenciales. Los niños son promesas de vida encapsuladas, logros, y realizaciones que tienen un impacto directo en el progreso de vuestro mundo. Nunca deberían mirar a un niño por lo que es como niño, sino lo que promete ser en el futuro como adulto. Eso, su futuro, dependerá mayormente de ustedes, los adultos que hoy en día son responsables de darle a los niños buenas condiciones para desarrollar el máximo de sus ricos potenciales. Piensen en los niños como potenciales, no solo en lo que pueden llegar a ser aquí en sus vidas en Urantia, sino también piensen en lo que están destinados a convertirse en los mundos en Lo Alto, donde ellos tienen carreras celestiales y divinas para seguir con Dios. Ustedes, adultos, son cooperadores enlistados para ayudarles a comenzar el camino divino.

“Por lo tanto, mi alumno, los adultos deberían considerar a los niños muy cuidadosamente. Es un privilegio participar en su desarrollo. El de ellos, es un corto camino en su vida, pero uno muy crucial en el que cada uno de ustedes hace una gran diferencia. No solo permitan que los niños vengan al Maestro, sino que ¡traigan a los niños al Maestro! Yo Soy Proloteo, tu maestro y tutor en Lo Alto. ¡Paz!”

Traducido por Silvia Adriana Cohane.

© Grupo de Progreso 11:11.
Mantén frente a ti la meta de las edades — Maestro Proloteo.

http://1111angels.com Tienda 11:11