Una Progresión Natural.

Desde el Escritorio de George Barnard,

Hace unos días recibí una transmisión de uno de nuestros receptores regulares del 11:11, y esta mañana una vez mas contemple lo que ella escribió—mas o menos estas palabras: “Esta transmisión llegó hace un par de días. Parte de ella es dictada, otra parte fue dejada (en mis regazos) para ser co-creada. Los comentarios del receptor llevó a mi mente un mensaje de un Intermedio Primario, Andréa, y entonces allí mismo, me llegó un mensaje de Athena.

Athena: “Mi querido, queridísimo, muy amado hermano y amigo, esta es Athena quien ‘cuida de ti maternalmente’ quien te ama como a un hijo de su propia sangre, como una parte de si misma, y quizás como algo mucho más. Tú eres como el niño caprichoso en una familia de buenos modales y comportamiento. Ustedes son aquellos niños queridos que necesitan una instrucción adicional para poder pasar los exámenes de una escuela de párvulos. Ustedes son aquellos incapacitados por la Rebelión (de Lucifer), timados de la aportación Adánica, los abandonados y esclavos de de los dilemas gubernamentales, políticos y económicos. Están esposados y encadenados en una miríada de formas, pero ustedes son sobrevivientes y de eso nosotros estamos muy orgullosos.

“La terquedad y el enojo, una vez bajo control, los hacen ser los motivadores y los triunfadores del universo. La avidez y la envidia, una vez amansada, los hace ser sublimes y contribuir para el bien de todo en maneras asombrosas. Muchos de tus métodos de defensa del ego al final traerán resultados provechosos, y son tus Maestros Celestiales los que te animan a autoanalizarte y a cambiar tus formas de ser, para que entonces, las luces brillantes y relucientes de almas y mentes madurando sean nuestras grandes recompensas.

“Soy Athena, quien te cuida, te tiene cerca de su corazón y te ama mucho. Ahora sigue con tus quehaceres mientras yo me aparto.”

El Receptor/Co-creador.

La tarea de un receptor de mensajes Celestiales es de mucha importancia. Si la información se queda para si mismo, es de uso menor si se actúa sobre ello debidamente. Si es compartida con muchos otros por medio de listas de envíos y escritos en páginas de Internet, son de un valor incalculable. Cuando son archivados para la posteridad, como documentación de aquellos primeros años del Tiempo de Corrección, su valor no puede ser calculado.

Nuestros Maestros Celestiales, sin embargo, tienen una tarea mucha más allá de solamente pasar nueva información. Los receptores simplemente no apartan un período de tiempo cada día a través de muchos años solo para proveer un servicio. Hay una meta en la mira—la espiritualización progresiva del receptor—y ellos son creados para hacer co-creaciones por medio de enseñarles (dándoles información) conceptos enteros, para que así puedan producir con palabras más impactantes los mensajes de los Celestiales. Ellos son realmente compañeros de los Maestros.

Aun así, esto solamente es un peldaño, porque la meta lejana es la comunicación lúcida entre la mente mortal y nuestro Gran Regalo; ese Fragmento del Creador de Todo que habita en cada uno de nosotros. Sin embargo, cuando confundas los conceptos, aun las imágenes que te han sido reveladas, siempre es bueno escuchar la voz tranquilizadora de Miguel diciendo, “Tus palabras siempre serán Mías.”

Y esto es solamente un pequeño pensamiento de George Barnard.

Traducido por Loyda Mira.

© El grupo de progreso 11:11.
"Sous la Sauvegarde de Michael tout est possible."